Cómo conectar el subwoofer correctamente

En los sistemas de cine en casa convencionales, pero también en la mayoría de las barras de sonido, el subwoofer es el responsable de los graves. A diferencia de los satélites, un subwoofer activo no se conecta a través de un cable de altavoz, sino con un cable cinch o, según el equipo, también puede controlarse por radio, ya que amplifica su señal por sí mismo en diseño activo. En este artículo, resumimos cómo conectar, configurar y ajustar correctamente un subwoofer.

Tutorial de Teufel con Lisa en YouTube

En el vídeo, Lisa explica la función de un subwoofer y a qué hay que prestar atención a la hora de configurarlo. Lisa también explica qué cable utilizar y cómo conectar un subwoofer al receptor. Diviértete con ella.

Guía rápida del vídeo: Conectar un subwoofer

¿Quieres saber cómo? Entonces sigue leyendo y te explicaremos en detalle lo que es importante a la hora de conectar el subwoofer. Para aquellos que tienen prisa, aquí tienes los pasos más importantes del video tutorial como una guía rápida:

  1. Conectar el subwoofer a la corriente

  2. Conecte el subwoofer al receptor mediante un cable cinch. (Conexión “Sub Out” o similar).

  3. No es necesario ningún cable cinch con los subwoofers con Bluetooth o WiFi.

  4. Enciende el subwoofer al equipo.

  5. Ajusta el volumen del subwoofer a un 40-50% aproximadamente. El volumen general se puede ajustar posteriormente a través del receptor.

¿Qué es exactamente un subwoofer?

Los subwoofers están ahí para los graves o, en otras palabras, para los sonidos de baja frecuencia. En cuanto las frecuencias caen por debajo de un determinado rango, se transmiten al sub y no a los demás altavoces. Este límite varía en función de la configuración del sistema. Encontrarás más información sobre esto en la sección Ajuste del subwoofer un poco más adelante en este artículo.

Los subwoofers son un fenómeno relativamente reciente. Cualquiera que haya vivido el apogeo de la alta fidelidad en los años ochenta puede confirmar que los altavoces de graves independientes eran raros en aquella época. Esto cambió muy rápidamente en los años noventa, lo que también se debió a la reducción de los costes de producción. En términos de sonido, los subwoofers autónomos tienen argumentos convincentes a su favor.

Subwoofer activo vs. pasivo

Hay innumerables posts y discusiones en la web sobre si un subwoofer activo o pasivo es la elección correcta. La respuesta corta: depende de la aplicación. En los últimos años, los subwoofers pasivos son muy escasos en el mercado y a menudo sólo están disponibles como componentes de sistemas completos de bajo coste. Igualmente raros son los amplificadores que amplifican el propio canal de subwoofer. En principio, los woofers pasivos se conectan como otros altavoces mediante un cable de altavoz de dos canales. La ventaja de los subwoofers pasivos es que no necesitan una fuente de alimentación.

La ventaja de los subwoofers activos es que el amplificador ya está integrado en la caja del sub. Esto no sólo tiene un efecto positivo en los costes de adquisición, sino que también permite el control inalámbrico desde el receptor por radio y amplía las opciones de ajuste del sonido. En concreto, se trata de un ajuste fino de la frecuencia de cruce y del nivel de volumen.

Conexión de subwoofers activos a un amplificador o barra de sonido

Si utilizas un receptor AV o una barra de sonido más reciente, suele haber al menos una conexión trasera para subwoofers. Suele llevar la etiqueta “Sub out” y se conecta mediante un cable RCA mono.

kombo-62-mit-bluetooth
Vista de la parte trasera del receptor de CD Kombo 62.

La señal del subwoofer va desde esta toma cinch monocanal directamente al subwoofer a través de un cable cinch mono. Para conectar un subwoofer activo, no es necesario ningún otro cableado aparte de su conexión obligatoria a la fuente de alimentación.

Control de los subwoofers activos de forma inalámbrica a través de Bluetooth/radio

La tendencia actual es la conexión inalámbrica del sistema con el subwoofer. En lugar de un cable, la conexión se establece por radio o Bluetooth. Las ventajas son evidentes: no es necesario el cable, que a algunas personas les resulta molesto o incómodo por ser demasiado largo. La instalación inicial es un poco más complicada, pero elimina los posibles riesgos de tropiezos y el desorden.

Consejos: Puedes encontrar barras de sonido en sets con subwoofers inalámbricos en nuestra web.

Caso especial: subwoofers pasivos

En los últimos años, los subwoofers pasivos son muy escasos en el mercado y a menudo sólo están disponibles como componentes de sistemas completos de bajo coste. Igualmente, raros son los amplificadores que amplifican el propio canal de subwoofer. En principio, los woofers pasivos se conectan como otros altavoces mediante un cable de altavoz de dos canales. La ventaja de los subwoofers pasivos es que no necesitan una fuente de alimentación.

Los accesorios perfectos de Teufel

MÓDULO INALÁMBRICO
SUBWOOFER

Descrubrir ahora

SPIKES SATÉLITES

Descrubrir ahora

Cómo configurar correctamente los subwoofers

Una vez que llega el nuevo sistema de sonido envolvente para cine en casa, la mayoría de la gente va directamente a instalarlo y probarlo. Pero deberías esperar un momento y pensar en cómo colocar tus nuevos altavoces, especialmente el subwoofer, para poder sacar aún más partido a tu sistema de cine en casa.

Hemos recopilado información detallada sobre lo que hay que tener en cuenta en un artículo aparte: Configuración de un subwoofer: Consejos para la posición perfecta.

Ajuste del subwoofer: prueba y error para obtener el mejor sonido

Cuando el subwoofer ha encontrado su lugar y se ha establecido la conexión con el sistema de sonido, el último paso es configurar el dispositivo correctamente. Los receptores AV actuales suelen ofrecer un programa de calibración automática que reconoce automáticamente los altavoces conectados y su rendimiento. Si no realizas una calibración manual todos los días, se aconseja ejecutar la calibración automática una vez para una configuración básica y luego ajustar la imagen sonora según sus deseos, si lo deseas.

Los parámetros importantes a la hora de ajustar (manualmente) el altavoz de graves son la frecuencia de cruce y el volumen básico.

Ajuste del volumen del subwoofer

La mayoría de los woofers activos tienen su propio control de volumen. Es aconsejable ajustar inicialmente el volumen de este aparato entre un tercio y un máximo del 50% y seleccionar el volumen general deseado a través del receptor AV. De este modo, el amplificador interno del subwoofer no tiene que funcionar al límite, lo que a su vez puede reducir el consumo de energía y aumentar la vida útil.

Determinación de la frecuencia de cruce con el subwoofer

La frecuencia de cruce es el valor que se debe ajustar en el receptor AV en el que el amplificador divide la señal en frecuencias altas y bajas y luego transmite esta parte de la señal a los satélites (todo lo que está por encima de la frecuencia de cruce) o al subwoofer (todo lo que está por debajo). Para que no haya una brecha de frecuencia, la parte de la señal también debe poder ser emitida por los satélites o el subwoofer. Por lo tanto, el valor a determinar debe derivarse de la gama de frecuencias técnicamente posible de los distintos altavoces. Para ello, tiene sentido mirar los datos técnicos de los satélites y del subwoofer en la gama de frecuencias.

Como no se quiere situar el subwoofer en la imagen sonora global, la frecuencia de cruce no suele superar los 160 Hz. Una pauta es el estándar THX de cine en casa de 80 Hz, siempre que los otros altavoces satélites también puedan emitir esta frecuencia. Las frecuencias de cruce de 80 Hz a 140 Hz son las más habituales, ya que los altavoces centrales y traseros no están diseñados para bajar de esta respuesta en frecuencia.

Caso especial de altavoces de suelo: enfoque para el cine y para la música

La reproducción óptima de películas y música con altavoces de suelo sólo es posible teniendo en cuenta las características específicas de cada uno. Debido a las diferentes opciones de ajuste, los resultados de sonido pueden variar mucho. Los receptores audiovisuales actuales están equipados con micrófonos y los programas correspondientes. Sin embargo, no siempre funcionan con precisión o los resultados se ven distorsionados por otros factores durante la calibración. Por lo tanto, es aconsejable realizar algunas pruebas para minimizar los efectos acústicos de la sala.

Ajuste A

Si los altavoces de suelo se utilizan con el ajuste “small” (pequeño), la frecuencia de cruce (“crossover frequency”) puede ajustarse a 100 Hz.  Esto corresponde a la frecuencia de corte más baja de la mayoría de los altavoces centrales y traseros, de modo que los componentes individuales armonizan bien entre sí. Sin embargo, la pendiente del filtro del receptor no siempre es suficiente para reducir bruscamente el nivel de graves de los altavoces de suelo grandes por debajo de la frecuencia de cruce.

Esto significa que los altavoces no están completamente cortados y siguen reproduciendo frecuencias por debajo de 100 Hz (aunque reducidas). De este modo, el subwoofer y el altavoz de suelo interactúan en la gama de frecuencias bajas. Mientras que esto produce un buen resultado para las películas, podría ser menos ventajoso para la reproducción de música.

Los rangos de transmisión del subwoofer y del floorstander se superponen a niveles moderados y se suman a un ligero aumento de los graves

Ajuste B

Con este ajuste, el rendimiento del subwoofer se adapta a los altavoces de suelo. Aquí también se selecciona el parámetro “small” (pequeño), pero la frecuencia de cruce se ajusta a 40 Hz. Dependiendo de la ubicación del subwoofer, habría que volver a ajustar el nivel. Con esta combinación se cubre casi todo el espectro de frecuencias. Este ajuste se recomienda para la reproducción de música. Sin embargo, para la reproducción de películas, se crea un “vacío de frecuencia” para los altavoces centrales y traseros, ya que no alcanzan la frecuencia de corte inferior de 40 Hz. Por lo tanto, este ajuste sólo debe utilizarse en modo estéreo.

Ajuste C

Los altavoces de suelo deben ajustarse al parámetro “large” (grande) para que reproduzcan toda la gama de frecuencias de la fuente de señal. La frecuencia de cruce para el resto de los altavoces se ajusta a 100 Hz. Así, la señal LFE pura (“Low Frequency Effects”) y también los componentes de baja frecuencia de los altavoces centrales y traseros se emiten a través del subwoofer. Esta configuración es adecuada tanto para la música como para el cine. Cuando se reproduce música, sólo se controlan los altavoces de suelo.

Todo el espectro de frecuencias no llega a ser tan bajo como en la configuración A o B, sin embargo, en contraste con el cine, estos componentes de sonido de baja frecuencia se producen muy raramente en la reproducción de música. La mejor opción en este caso es experimentar con los diferentes ajustes para conseguir el mejor resultado posible.

De lo plano a lo frontal: subwoofers de Teufel

T 4000 Flach-Subwoofer unter Sofa
Inalámbrico, plano y, por tanto, ideal para colocarlo debajo del sofá: el subwoofer plano T 4000 Wireless
  • ▶ Subwoofer plano T 4000 inalámbrico: Con su diseño delgado y elegante, el T 4000 encaja en cualquier salón. Pero este subwoofer no sólo destaca por su aspecto minimalista: sus impresionantes 250 vatios de potencia proporcionan unos graves potentes, ¡sin ningún tipo de cable!
  • Subwoofer T 6 (2020): La primera elección para espacios pequeños: el subwoofer T 6 es adecuado para equipos estéreo y surround y proporciona un sonido potente en habitaciones pequeñas gracias a sus 90 vatios de potencia.

Weitere Subwoofer von Teufel

SUBWOOFER T 10

Descrubrir ahora

SUBWOOFER T 8

Descrubrir ahora

Más información sobre la configuración y el ajuste de los subwoofers

Entradas relacionadas

Nota: La función de comentarios está disponible todos los días de 8 a 21 horas.